El Centro de Estudios Andaluces colabora en la organización de unas jornadas sobre el Abate Marchena que se celebrarán en el marco del Año Cultural del ilustrado

Historiadores, investigadores y literatos ayudarán a dibujar una imagen completa del personaje, de cuyo nacimiento se cumplen 250 años.  El Año Cultural Abate Marchena se inaugura en Utrera en este mes de marzo y sus actividades se desarrollarán durante todo 2018.

El Centro de Estudios Andaluces se suma a la celebración del Año Cultural Abate Marchena, que se celebra en Utrera a lo largo de 2018, colaborando en la organización de unas jornadas sobre el singular ilustrado. Varios investigadores, historiadores e intelectuales, pertenecientes a diversos ámbitos del pensamiento, ayudarán a dibujar una imagen más completa del ilustrado y de su tiempo.

El Año Cultural Abate Marchena, que se inaugura este mes de marzo y que se celebrará durante todo 2018 y los primeros meses de 2019, pretende generar cauces de reflexión y pensamiento alrededor de su protagonista, relegado al olvido y rescatado cuando se cumplen 250 años de su nacimiento. Dado que resulta imposible entenderlo bien sin conocer la convulsa época en la que vivió, su efeméride contará con expertos en este periodo lleno de luces en el campo de la intelectualidad. Junto al Centro de Estudios Andaluces, otros organismos públicos y privados, como la Fundación José Manuel Lara, forman parte de un programa que marcará un antes y un después en el conocimiento del personaje y su tiempo y que situará a la ciudad de Utrera como una capital cultural y turística de referencia.

Los ponentes del ciclo de conferencias, que contará con la colaboración del Centro de Estudios Andaluces, explicarán las razones por las que el traductor de Rousseau fue despreciado en su momento, despejarán las incógnitas que le siguen rodeando tanto tiempo después y abordarán distintos temas ligados a su figura, dando respuesta a preguntas que fueron formuladas hace casi 200 años y contextualizando las obras que supusieron el comienzo del mundo contemporáneo y que él se encargó de traducir por primera vez al español.

La propuesta forma parte del calendario de actividades multidisciplinares con el que Utrera rinde tributo a este personaje clave en la historia de nuestro país, testigo de primera línea del cambio del Antiguo Régimen al mundo contemporáneo.

Marchena fue un intelectual heterodoxo al que le debemos la introducción en España de las ideas de la Ilustración. Gracias a él llegaron a nuestras fronteras textos fundamentales como ‘El contrato social’ de Rousseau y la ‘Doctrina del Liberalismo Económico’ de Adam Smith, que en su momento fueron calificados como libros prohibidos. Por eso no es de extrañar que este utrerano adelantado a su tiempo sufriera el desprecio de un amplio sector de la cultura, que temía que el pensamiento aperturista del país vecino calara en la analfabeta población española.

Su vida está llena de contradicciones: fue liberal en un mundo conservador, anticlerical pero admirador de la obra de Fray Luis de Granada, republicano y fiel servidor de José Bonaparte. Acusado de afrancesado en España durante la Guerra de la Independencia y de traidor en Francia por apoyar a los girondinos, es perseguido y encarcelado y está a punto de ser decapitado por Robespierre. En prisión comparte celda con otros revolucionarios y personajes non gratos del clero y la nobleza e inventa una nueva religión llamada Ibrashcha.

Para compensar aquel descrédito y reivindicar a un personaje de gran relevancia en la historia nacional, Utrera le rinde homenaje en el 250 aniversario de su nacimiento. Comisariado por el gestor cultural Cristóbal Ortega, este año cultural paliará por fin la injusticia que había relegado al ostracismo a este excéntrico hombre de letras y evocará la España del Siglo de las Luces con conciertos, conferencias, actividades educativas, ciclos de artes escénicas y la recreación de elementos paisajísticos y sociales vinculados a su momento histórico. Un programa con el que Utrera busca rescatar a su paisano y consolidarse como un lugar de referencia cultural y turística.

También te puede interesar...